lámparas de mesa
10 Mar 2021

8 ERRORES QUE DEBES EVITAR AL ELEGIR UNA LÁMPARA DE MESA


lámparas de mesa salon

Cuando se trata de resolver un problema de iluminación, se prueban todo tipo de soluciones que muchas veces desperdician energía y sirven de poco para llevar la luz adecuada en la cantidad adecuada a las áreas adecuadas de la habitación.

Las lámparas deben ser un accesorio atractivo en tu hogar, pero decorar con artefactos de iluminación en lugar de comprar una lámpara basada en su salida de luz, rendimiento y distribución, generalmente resulta ser una solución poco eficiente, además de un desperdicio de energía costosa. La lámpara de mesa adecuada debe ser atractiva y funcional, así que ten en cuenta tus necesidades de iluminación cuando compres una lámpara.

La iluminación puede ser uno de los elementos de diseño más difíciles, muchos propietarios no están seguros de las soluciones correctas y, por ello, queremos orientarte para que evites algunos errores comunes de iluminación.

ERROR #1 – ALTURA INCORRECTA DE LA LÁMPARA

Una duda muy común: ¿cuál es la altura correcta para una lámpara de noche? La respuesta depende de la altura de la mesa en la que se va a colocar.

Una buena regla general al comprar una lámpara de mesa para una mesa auxiliar es que la altura combinada de la lámpara y la mesa no debe ser menor de 120 cm o mayor de 165 cm de alto porque ayuda a crear un aspecto cohesivo en la habitación.

ERROR #2 – FORMA INCORRECTA DE LA LÁMPARA

Este es un error muy frecuente, y la mayoría de nosotros lo hemos cometido alguna vez. Una lámpara demasiado pequeña en una mesa grande o una lámpara muy grande en una mesa pequeña no solo hará que la lámpara y la mesa se vean desproporcionadas, sino que también hará que el sofá o la silla al lado se vean mal. Echa un vistazo a tu mesa. ¿Es una mesa grande y robusta? En ese caso aceptará una lámpara grande de estilo visualmente pesado. ¿La mesa es más pequeña o delgada? La lámpara para esta mesa debe ser de un estilo más ligero y delicado.

Por lo general, la lámpara de mesa no debe tener más de 1’5 veces la altura de la mesa y la pantalla nunca debe ser más grande que la superficie en la que se va a colocar. Las lámparas livianas son buenas para las áreas menos activas de la habitación. En cambio, si tienes niños o mascotas, una lámpara más pesada será más estable y segura.

Al sentarte junto a una lámpara de mesa, la parte inferior de la pantalla debe quedar a la altura de los ojos. Si tu nueva lámpara es demasiado alta, la bombilla te cegará.

lampara de sobremesa
ERROR #3 – PANTALLA INAPROPIADA

Al igual que la lámpara en sí, la pantalla también tiene que cumplir unas normas básicas. El error más común con la pantalla de la lámpara es comprar una que sea demasiado grande para la mesa a la que está destinada la lámpara. Elige un tono que tenga un diámetro no mayor de 5 cm menos que la longitud de la base. Es decir, si la base mide 40 cm de alto, la pantalla no debe tener más de 35 cm de diámetro en la parte más ancha.

Por otra parte, las pantallas suelen ser blancas o marfil simplemente porque dejan pasar la mayor cantidad de luz e iluminan mejor la habitación. Sin embargo, no siempre tienen por qué serlo: los tonos negros u otros colores dirigen la luz hacia abajo, lo que le da a la habitación algo de dramatismo. Es posible que desees mezclar varios colores para conseguir una iluminación diferente o para que no se pierda con el color de la pared.

ERROR #4 – COLOR INCORRECTO O DEMASIADOS COLORES

Asegúrate de que tu nueva lámpara sea de un color que combine bien con la habitación. Puedes utilizar una lámpara para introducir un color complementario a tu estancia. Muchas personas usan un solo color para sus lámparas para darle un aspecto coherente y cohesivo, pero esta no siempre es la mejor manera de hacerlo. Al elegir el color de una lámpara, una buena fórmula es, por lo general, no usar más de 3 colores (el color principal y otros 2 colores complementarios).

ERROR #5 – ESTILOS INCONEXOS

Los estilos de tus lámparas no tienen por qué coincidir, pero antes de mezclar, aprende lo que se debe y no se debe hacer. No mezcles lámparas al azar, la mejor manera es combinar estilos que tengan algo en común, ya sea un tono semejante, un acabado metálico o una forma, diferentes pero todas con un elemento clave que sea similar.

ERROR #6 – METALES QUE NO COINCIDEN

Está bien mezclar metales con cuidado; el bronce queda fantástico con el cobre; son dos metales con los mismos elementos. El cromo se ve muy bien con el níquel. El níquel puede verse genial con ciertos tonos de bronce claro. La plata y el oro a menudo se ven juntos y también pueden quedar espléndidos juntos. Pero mezclar demasiados metales diferentes en la habitación es un paso en falso en la decoración.

ERROR #7 – UTILIZAR ÚNICAMENTE LÁMPARAS DE MESA

Un buen diseño de iluminación utiliza una mezcla de iluminación general y de acento. La iluminación del techo suele ser la luz general y la iluminación de acento son luces pequeñas que dan un brillo agradable a un rincón oscuro. Esto se llama «superposición». Las lámparas de mesa son una parte agradable e importante, pero no la única parte de un buen plan de iluminación. Considera utilizar también lámparas de pie, colgantes o iluminación de techo.

ERROR #8 – COLOR DE LUZ INAPROPIADO

Ciertas luces como la fluorescente nos hacen parecer descoloridos o enfermos. Del mismo modo, los tipos de luz incorrectos pueden hacer que toda la habitación se vea desgastada y apagada. El LED 2700K es un tipo de luz cálida popular en la actualidad y puede ser una buena opción, pero ten en cuenta que puede darle a tu habitación un tono amarillo. 3000K es lo más cercano a la luz natural blanca, muestra los colores de tu habitación de la mejor manera y es cómodo para la vista. 4000K en adelante es demasiado frío y azul; aunque si tienes una habitación de estilo moderno en blanco y azul, esta puede ser una buena luz.

A veces, la luz correcta puede ser incorrecta según la hora del día o la situación. Siempre es bueno tener opciones y un regulador de intensidad es ideal para esos momentos en los que se requiere un poco de ambiente.

lámparas de mesa metalicas